jueves, 19 de marzo de 2009

LA PENSIÓN...


He estado dos meses más sola que las ratas. Era invierno, con frío, sin ganas de salir, el día corto, sin nada que ver, ni por supuesto playa...Ya empieza el buen tiempo, semana santa, primavera, días más largos, ganas de salir y ver cosas...Bueno pues mi casa ya empieza a ser la "pensión de tocame Roque". Me lo veía venir, de entrada ya se ha apuntado mi sobrina y su hijo, una amiga ya me está echando indirectas y hay otras que lo dicen directamente y el resto de familia ni te cuento. Porque claro, Granada y en Semana Santa es muy golosa, pero yo me pregunto: ¿vienen a verme o de vacaciones?, porque yo ya estoy harta de tragarme las vacaciones de los demás en las que encima tengo que hacer de guía, preocuparme de la comida, limpieza, compra, en fín, todo lo que los demás no hacen en sus vacaciones.
No me quiero ni acordar de cuando viviamos en Palma de Mallorca, al principio te hace ilusión que vengan, pero al final ya te conoces la isla al dedillo de tanto enseñarla. Estuve a punto de sacarme el titulo de guía turística, porque es que me conocía cada rincón. Cada vez que venía alguién, era empezar con el recorrido de calas y ¡será que en Palma no hay calas!, pues yo las conocía todas. Eso sí, la gente venía a "vernos" en verano porque en invierno estaban muy ocupados...
Bueno, pues aquí en Granada estamos igual. Le he dicho a mi chico (el de Irlanda), osease, mi marido, que por cierto ya a vuelto, que el próximo sitio que vayamos que sean "Las Urdes", pero seguro que tendrá algún encanto y acabarán viniendo a "vernos".
Tendré que asumir que mi casa en temporada alta se convierte en la "pensión de tocame Roque"...
En fín, que estoy buscando ideas, excusas o lo que sea para que de una vez podamos tener unas vacaciones sin que mi casa se convierta en una pensión, no se si decir que nos vamos a algun lado, pero les dará igual, me dirán que les deje las llaves a alguna vecina sin ningún problema...

6 comentarios:

ROSALIANM dijo...

lo tienes difícil pero siempre puedes decir que no. A veces hay que ser un poquito egoista.
¡Suerte con el tema!

Nefer dijo...

Jajjaaj pobre, bueno, si alguno lee esto igual se da por aludido no? ánimo, si luego seguro que te lo pasas genial con la familia y los amigos recorriendo Graná y yendo de tapillas con este solano que hace.

Besillos.

francisco dijo...

Mira Carla, yo tengo unos días libres la semana que viene, qué te parece si me hacerco por Granada y hablamos de los blogs.
No me importa si he de dormir en el sofá.

carla dijo...

Muy gracioso Francisco, pero que muy gracioso...ni se te ocurra!!

Suricato dijo...

bof! para ser bien sincero creo que por más familiares que sean siempre es 'incomodillo' el recibir visitas por un periodo....

en fin, cuando vivía en México iban a visitarnos los familiares...la verdad nunca entendí el por qué, pero siempre sentía un gran alivio cuando se iban... no sé era como saber que las cosas volverían a la normalidad que yo estaba acostumbrado

ahora que vivimos en Costa Rica la verdad es que tengo años de no verlos y si me los encuentro en la calle no los saludo, tal vez no por antisocial sino porque no hay nada que decir

en fin, las relaciones humanas son complicadas

Amig@mi@ dijo...

Jajaja, esta conversación me suena... no la tuvimos ya alguna vez???
Almería, Semana santa, vacaciones, ...
jajaja Te juro que me suena el tema.
Oye ... ¿Granada?
Voy una vez a la semana por allí.
Besos